06 mayo 2009

La vida es sueño (Pedro Calderón de la Barca)

Editorial Espasa. De 15 años en adelante.

Es una obra teatral del siglo XVII (Barroco), estructurada en tres actos, y escrita en verso.
Al comienzo de esta obra, Segismundo, el joven protagonista, se encuentra encerrado en una torre en medio del monte. Su única compañía era Clotaldo, su carcelero. El rey había encerrado a su hijo, Segismundo, debido a una profecía según la cual lo derrocaría del trono. El rey Basilio, decide soltarlo un día y darle una oportunidad, para ver si está cuerdo y es apto para el gobierno de un reinado. Para ello le dan un somnífero y se despierta en palacio. Por ciertas razones deciden encerrarlo de nuevo, durmiéndolo nuevamente con un somnífero. Segismundo piensa que todo aquello que le había sucedido (aquel trato respetuoso, servicial...) había sido un sueño. En el último acto se solucionan todas las cuestiones y se desvela el final de Segismundo y de la relación con su padre.
Al tiempo hay otra historia paralela, pero confluyen a lo largo de la novela intercalándose. En ésta segunda se trata el tema del honor, donde Rosaura tendrá que recuperar la honra.
A pesar de ser una obra teatral escrita un verso y en el siglo XVII, no es una novela difícil de leer si se lee con interés. La ya mencionada es corta; tiene en torno a 3320 versos. La obra es una sucesión contínua de hechos, comparable a una de las actuales películas de acción. Ésta es una de las características fundamentales del teatro Barroco: la acción. Su finalidad es además entretener al público. Esta obra ha sido capaz de mantener en mí una cierta intriga. No se la aconsejo a todo el mundo, pues es necesario que al lector le guste la literatura clásica.
Ver soliloquio de Segismundo:

9 comentarios :

  1. Me encanta esta obra, tiene momentos extraordinarios, como por ejemplo:

    "Ay mísero de mí, y ay infelice!
    Apurar, cielos, pretendo,
    ya que me tratáis así,
    qué delito cometí
    contra vosotros naciendo.
    Aunque si nací, ya entiendo
    qué delito he cometido;
    bastante causa ha tenido
    vuestra justicia y rigor,
    pues el delito mayor
    del hombre es haber nacido."
    [...]
    "Cuentan de un sabio que un día
    tan pobre y mísero estaba,
    que sólo se sustentaba
    de unas yerbas que comía.
    ¿Habrá otro --entre sí decía--
    más pobre y triste que yo?
    Y cuando el rostro volvió,
    halló la respuesta, viendo
    que iba otro sabio cogiendo
    las hojas que él arrojó."

    Considero que todo el mundo debería leerla al menos una vez en su vida, ¡como mínimo!

    ResponderEliminar
  2. Estoy de acuerdo con tu comentario, esas son dos de las mejores composiciones de la obra, además de las más conocidas. Os recomiendo el libro.

    ResponderEliminar
  3. Extraordinaria lectura y no tan alejada del mundo actual. La trabajé en su momento intentando aprovechar las competencias que tenian los estudiantes de narrativas audiovisuales actuales como Desafío total, Dentro del laberinto, Abre los ojos o la trilogía Matrix.
    Esta publicado en:
    http://213.0.4.19/servlet/SirveObras/79171731918241506322202/p0000001.htm#I_13_

    Un abrazo y gracias por el blog.

    ResponderEliminar
  4. Es una historia muy buena,considero que es una extraordinaria obra en la que se abordan temes muy humanistas y hermosas que te hacen reflexionar sobre lo que vives.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias x esa opinion personal que tienes sobre esa obra x k me ayudasts a llenar mi opinion personal a mi trabajo

      Eliminar
  5. Un libro extraordinario y todo un clásico que suscitó admiración hacia Calderón durante dos siglos. Imprescindible.

    ResponderEliminar
  6. uLIizita bombon zoper xida sta obra aunq sea el año del caldo jejejeje

    ResponderEliminar
  7. esta muy linda la obra es un clasico que jamaste aburriras de leerlo y quedras que otros lo lean ... bexooos

    ResponderEliminar
  8. Probablemente es el mejor, el número uno del teatro español. Filosófico, profundo, sugerente, imaginativo, con personajes interesantes y buenos dilemas. El tema de la honra ha perdido bastante de su vigencia y la solución de la trama de Rosaura es casi incomprensible para el lector actual, pero la poesía y las andanzas de Segismundo sobran y bastan bastan para mantener el interés e ir entrando cada vez más en el problema.

    Lo recomiendo.

    ResponderEliminar

Nos interesa tu opinión