02 febrero 2017

Caída libre (Just Fall, Nina Sadowsky)

Editorial DeBolsillo. Publicado en enero de 2017.  256 páginas. A partir de los 16 años de edad.

Un thriller que empieza con el nuevo año y que no puede ser más alucinante en lo que se refiere a la trama y a la sucesión de los hechos.

Ellie y Rob se han casado hace poco, se conocen desde hace algún tiempo y creían saberlo todo el uno sobre el otro pero pronto descubren las consecuencias de ocultar secretos tan inconfesables y que al final acaban saliendo a la luz en el momento más inesperado. Tras su boda, Ellie y Rob se van a pasar la luna de miel en la isla de Santa Lucía cuando un acontecimiento inesperado salpica de forma violenta todo lo que está cerca, que no es otra cosa que la felicidad del presente y el futuro más próximo de Ellie junto con el hombre con quien se ha casado.

Rob era hasta ahora un asesino a sueldo que se dedicaba a matar de forma indiscriminada para ganarse la vida siempre bajo las órdenes de Quinn, que ahora le exige a Ellie que mate a un hombre a cambio de respetar la vida de su marido. La joven no se ve capaz de pensar en ella misma y pronto acaba conociendo los bajos fondos más siniestros y terroríficos que se pudiera imaginar para estar junto a la persona con la que ha decidido compartir su vida. Otra escapatoria sería renunciar a todo y seguir con su vida como hasta ahora, pero Ellie se ve incapaz de perder a su marido y pronto va a experimentar lo que pasa por la mente de un asesino.

Lo que más llama la atención de la historia es que está distribuida por capítulos muy breves (entre 2 y 6 páginas como mucho) y desde el principio nos introduce en medio del conflicto sin rodeos ni preparación previa. Ya desde el primer capítulo un narrador externo nos da muchas expectativas y poco a poco el "entonces" nos da razones para entender la situación presente y de repente se pasa al pasado para volver al ahora. Los saltos en el tiempo son constantes y el cambio del ritmo tampoco sigue una única línea. De este modo, nos introducimos en la piel de los personajes y lo vivimos todo al mismo tiempo que ellos. Hacia el final encontramos algunas sorpresas y giros inesperados que, unido al ritmo tan vertiginoso del libro, hace que el desenlace quede un poco simple para lo que nos estaban acostumbrando.

Abunda la descripción y también se detiene para reflexionar sobre taras sociales cada vez, por desgracia, más frecuentes, como el machismo y la violencia. Con un lenguaje bastante directo, un ritmo que no nos deja bajar la guardia y una escritura muy visual y adictiva que nos hace entender la amplia experiencia de la autora en cine.


Nina R. Sadowsky nació en Nueva York y ha trabajado en oficios tan dispares como abogada, guionista y directora de cine, además de productora. Su talento en narrativas audiovisuales se ha puesto a prueba trabajando en compañías como The Walt Disney Company, Working Title Films y Lifetime Television. Actualmente da clases en la escuela de cine de la USC sobre escritura de guiones y de producción. Caída libre es su primera novela, pero de mucha calidad. Se puede saber más de ella y de su trabajo en su página web.


No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Nos interesa tu opinión